Centro Histórico de Ginebra, Suiza

Suiza | Ginebra 12 abril 2022 por Francisco Rubio
[Total: 0   Promedio: 0/5]

El Centro Histórico, también conocido como casco antiguo más grande de Suiza se encuentra dominado por la Catedral de San Pedro, un importante lugar en tiempos de la Reforma. Sus pequeñas calles cuentan importantes historias y momentos que pasaron a lo largo del tiempo en esta ciudad. Cuenta su historia a través de maravillosos edificios, museos, plazuelas y famosos pasajes secretos que guardan celosamente sus residentes.

El centro histórico está construido sobre una colina delimitada por el distrito de Rues-Basses en el lado del lago y Plainpalais en el opuesto. Allí se encuentran los principales edificios administrativos de la ciudad de Ginebra y sus diversos misterios.

A continuación, vamos a nombrar lugares que componen a este maravilloso centro histórico repleto de historia.

¿Qué ver en el Centro Histórico de Ginebra?

Catedral de San Pedro

La Catedral de San Pedro domina Ginebra desde el Centro del Casco Antiguo, este lugar fue construido en el siglo XII y tuvo un importante lugar en la historia de la ciudad. La catedral ha sufrido diversas modificaciones a lo largo de sus años hasta llegar a convertirse en el símbolo de la reforma protestante. Cuenta con unos 157 escalones hasta llegar a la cima de su torre, pero en lo alto te esperan unas vistas impresionantes que no las brinda ningún otro espacio de esta ciudad. En el sótano de esta catedral se encuentra un sitio arqueológico que no puedes dejar de conocer.

Pasajes secretos del Centro Histórico de Ginebra

Los pasajes secretos del casco antiguo, la ciudad medieval de Ginebra se encuentra repleta de túneles secretos y caminos subterráneos. Éstos antiguamente ayudaron a prevenir ataques y servía para escapar a importantes personalidades o a espiar al enemigo a través de pequeños intersticios.

El pasaje más famoso de estos es el llamado Monetier, se encuentra en la Rue Perron 19 y se localiza gracias al escudo de armas de Ginebra que aparece en su puerta. Este pasaje se abre al público excepcionalmente un fin de semana al año en la Fiesta de la Escalada.

Plaza Bourg de Four

La plaza Bourg de Four, es la plaza más antigua de Ginebra, utilizada en la actualidad como un lugar calmo en donde puedes sentarte a tomar algo en alguna terraza y disfrutar del maravilloso casco antiguo. Muchos años atrás era un lugar en donde se montaba el mercado. Por aquí se encuentran las típicas casas estrechas que caracterizan a la ciudad con algunos edificios levantados de maneras muy extrañas los cuales tuvieron el fin de refugiar a protestantes que llegaban a Ginebra cuando la ciudad ya estaba saturada y no daba abasto.

Los museos

Los museos que componen al casco antiguo son otra tremenda joya de esta ciudad y una de las cuales capta la mayor cantidad de visitantes. Cuentan toda la historia y te brinda acceso más de cerca, informándote y creciendo un poco culturalmente. Entre ellos encontramos la Maison Tavel que es la residencia privada más antigua de Ginebra. También el museo Barbier- Mueller en donde podemos encontrar diversas colecciones y el Musee Internacional de la Reforma.

Fiesta y tradición en el Centro Histórico

qué ver en Ginebra

Además, en este lugar se celebra la famosa Fiesta de la Escalada y la Tradición de la Marmita. Es una fiesta que se hace cada año en diciembre para conmemorar la victoria de Ginebra frente a las tropas del Duque de Saboya en 1602. Se trata de un desfile de unas 800 personas disfrazadas a pie o a caballo paseando a lo largo del Casco Antiguo.

Con este motivo, todos los ginebrinos disfrutan de una marmita de chocolate en conmemoración de la noche de 1602 cuando los saboyanos intentaron asaltar Ginebra. Te preguntarás por qué esta marmita. La historia viene desde la Madre Royaume, una maravillosa cocinera valiente que cocinó a fuego lento su cena de verduras y la arrojó sobre la cabeza de un saboyano para evitar que este trepara las murallas de Ginebra. De aquí viene esta llamativa tradición.

La tradición dice que, en los hogares de Ginebra, el más viejo y el más joven deben romper, dándose las manos, la olla llena de verduras de mazapán, diciendo la frase “así perecieron los enemigos de la República”. Luego, todos juntos cantan el famoso “Cé qu’è lainô”, mientras comen el delicioso chocolate.

Por ende, si te interesa saber acerca de la historia de los lugares a los que visitas, el Casco Antiguo es un lugar imprescindible para visitar, dado que en él se encuentra toda la historia de esta maravillosa ciudad.

Otros sitios que ver en Ginebra

qué ver en Ginebra

Francisco Rubio

Francisco Rubio

Enamorado de los viajes y fotógrafo aficionado. Mi pasión es viajar, pero siempre acompañado de mi cámara. Como unión de estas dos cosas nació Viajeros por el Mundo!

Comparte este artículo en redes sociales

¿Has visitado este lugar? ¿Qué te pareció? Déjanos un comentario o ayúdanos a completar la información