Tranvía 28, Lisboa

Portugal | Lisboa 24 julio 2021 por Francisco Rubio
[Total: 0   Promedio: 0/5]

El Tranvía 28 de Lisboa casi podría considerarse un monumento andante. Está funcionando desde 1914 y mantiene su encantador diseño y estilo con los típicos asientos de madera. También posee su tradicional campana que avisa a los transeúntes su paso.

Es un trayecto de 10 kilómetros de distancia y conforma una ruta turística casi completa. Recorre algunos de los barrios más visitados de Lisboa haciendo paradas estratégicas en algunos monumentos imprescindibles.

Historia

El Tranvía 28 es un ícono de importancia en la ciudad capital. Fue el 31 de agosto 1901 cuando inició este innovador proyecto de tranvía eléctrico poniéndolo en funcionamiento.

Contaba con una red de 145 kilómetros, hasta que en los años siguientes los medios de transporte como el autobús o metro comenzaron. Pues le quitaron disponibilidad al tranvía ocasionando clausura en algunas de sus redes.

Pero fue gracias a la alta demanda turística que resurgió el histórico tranvía amarillo, comenzó a funcionar nuevamente. El cierre de la red ya no es un problema, pues este medio de transporte es capaz de transitar por vías tan estrechas en las que no es capaz de pasar un autobús real.

Este histórico medio de transporte justifica su existencia actual debido a que la línea 28 es incompatible con los tranvías modernos. Esto debido a las curvas cerradas y sus cuestas empinadas, motivo por lo cual el tierno vehículo amarillo sigue activo y no está expuesto en un museo.

¿Quiénes usan el Tranvía 28?

qué ver en Lisboa Tranvía 28

Suele estar repleto de turistas hasta el tope, más no es concurrido por los ciudadanos. Sin embargo, esto no es motivo de desencanto, sino más bien motivo de aventura. Subir las calles cuesta arriba en él hace que te cuestiones el lograr alcanzar el tope de tan estrechas calles.

Transporte Tranvía 28

Utilizar el Tranvía 28 como medio de transporte es una excelente opción para conocer Lisboa. Así mismo, para desplazarte de un sitio específico a otro lugar de interés.

Muchas veces la aventura en este medio de transporte es casi un requisito. Las variables en las carreteras a las que se tiene que enfrentar este pequeño automóvil suelen ser motivo de preocupación (metafóricamente hablando). Calles empinadas, estrechas y llenas de transeúntes.

A esto se le puede sumar las maniobras que realizan los choferes en el momento en que se encuentran con otros tranvías. Es un punto de quiebre que saca a valer el raciocinio de cualquiera y no lo hace fácil de olvidar. El conductor desarrolla una pericia digna de admirar.

Rutas del Tranvía 28

El Tranvía 28 cubre sitios de principal interés como lo son:

Es importante saber que su inicio es en el Barrio la Baixa en la Plaça Martim Moniz y continúa su recorrido posteriormente en sentido horario hasta el final del Campo Ourique.

Desde el Barrio de Graça continúa hasta el Bario de la Alfama, donde hace paradas en el Mosteiro De São Vicente de Fora. Esta está ubicada en el punto más alto del distrito, donde desde sus estrechas calles se puede obtener una vista impecable del barrio y el río Tajo. Es una buena oportunidad para disfrutar del lugar y su arquitectura, donde están los principales destinos de Lisboa.

El trayecto continúa y transita por el centro del Barrio de la Baixa antes de ingresar al distrito Bairra Alto. El recorrido finalmente llega hasta Estrela, donde entre sus destinos, bajar en el Jardim de Estrela puede ser una de las paradas más pintorescas.

Graça, Alfama, Baixa y Estrela es la ruta por donde transita el tranvía 28. Pasa por las calles más pintorescas del centro histórico de la ciudad, cumpliendo con su principal función de recorrer los destinos turísticos más importantes. Cabe destacar que puedes abordar este transporte desde cualquier parada disponible.

Precio del Tranvía 28

qué ver en Lisboa Tranvía 28

Lo más rentable para hacer es adquirir el billete por 24 horas. Con este boleto puedes usar el Tranvía, el metro y los elevadores sin límites por ese día completo. Con usar tres veces cualquiera de estos medios de transporte ya habrás justificado su costo.

Para los días siguientes en la ciudad solo ocúpate de recargar la tarjeta. El precio es de 6,15€ y la recarga 0,50€.

Sin embargo, existe el billete sencillo que cuesta 2,90€. Es decir, el boleto por trayecto. Esto considerando que la ruta no es circular, sino que tiene dos direcciones que deberás escoger con detenimiento.

Sugerencia

  • La mejor hora para usar el tranvía es a primera o última hora del día, de esta manera se evitan aglomeraciones
  • Subir desde Martim Moniz (o Campo Ourique) hará que tengas más posibilidades de obtener un asiento
  • Es mejor comprar el billete de 24 horas, al final sale más económico
  • Hay mucho que ver, es mejor que recorras toda la línea 28.
  • Si te toca ir de pie, por favor, sujétate bien fuerte. ¡Los frenazos suelen ser muy potentes!

Otros lugares que visitar en Lisboa

qué ver en Lisboa Tranvía 28

Francisco Rubio

Francisco Rubio

Enamorado de los viajes y fotógrafo aficionado. Mi pasión es viajar, pero siempre acompañado de mi cámara. Como unión de estas dos cosas nació Viajeros por el Mundo!

Comparte este artículo en redes sociales

¿Has visitado este lugar? ¿Qué te pareció? Déjanos un comentario o ayúdanos a completar la información